Historias de Héroes Anónimos... DANI LOPEZ PELLA - BalonmanoVeteranos.comHistorias de Héroes Anónimos... DANI LOPEZ PELLA - BalonmanoVeteranos.com

LigasEquiposEntrevistasNoticias Multimedia Contacto
Historias de Héroes Anónimos… DANI LOPEZ PELLA

Historias de Héroes Anónimos… DANI LOPEZ PELLA

Lo repetimos con mucha frecuencia y es simplemente porque es cierto: el balonmano tiene gente fantástica. Y en esta ocasión tenemos uno de los mayores y mejores ejemplos de ello, el de Dani López Pella.

Vaya por delante que Dani no es para nada un héroe anónimo, sobre todo en Madrid donde no creemos que haya absolutamente nadie vinculado al balonmano que no conozca al bueno de Dani o sepa perfectamente quien es. Difícilmente habrá algún jugador que no haya jugado contra él, seguramente no haya ni un solo arbitro que no le haya pitado, y absoluta certeza de que todos los entrenadores le conocen y le quisieran en su equipo.

Y es que Dani no te gana por esa zurda mágica repleta de recursos que convierte en gol cada pase recibido desde la primera línea, sino que son sus valores y su forma de ser los que te convierten en un incondicional de Dani López Pella. Un jugador ejemplar en su comportamiento, respetuoso con compañeros, rivales y arbitros, y de esas personas que generan un clima de compañerismo y camaradería allá por donde pasa.

Es por todo esto por lo que era necesario y obligatorio homenajear a un imprescindible del balonmano madrileño que sigue dando guerra por los pabellones de la Comunidad de Madrid. Y ojalá siga muchos años más porque es el espejo perfecto para que los más jóvenes se miren. Un modelo a imitar… aunque es complicado llegar donde él está.

Siempre es un placer verle, siempre es un placer jugar con o contra él, y por supuesto, siempre es un lujo compartir unas cervezas en un tercer tiempo.

Feliciades Dani !!!!

Para no perder las buenas costumbres, es el propio Dani quien nos cuentas sus recuerdos…

” Bueno pues, aunque mi vida de jugador de balonmano no tiene nada de especial, vamos a ver si puedo recordar todos los buenos momentos que he podido vivir gracias a este maravilloso DEPORTE.

Mi relación con el balonmano empieza en el colegio Ciudad de Zaragoza en la Alameda de Osuna cuando, con 10 años, un profesor del cole me ve jugar al baloncito, un niño zurdo que empotraba la pelota en la valla del colegio si no le daba a nadie de los que jugaban. Mi querido Don Vito, Victorino Turrado, la persona que me enseñó qué era el balonmano y a la que siempre agradecí su “fichaje”.

Tras jugar los años de colegio el campeonato ínterescolar fui a hacer una prueba al mítico Colegio Maravillas, con el equipo juvenil de Cajamadrid. Aunque yo era infantil de 2º año, el entrenador era Pedro Gil, la persona que me formó y a la que también tengo que agradecer su confianza para haber llegado a donde llegué. En aquel equipo, con el que empecé a entrenar de extremo, hasta ese momento jugaba de lateral porque era “de los altos” (risas) aún siendo 2 o 3 años mas pequeño. Allí coincidí con grandes míticos del balonmano en Madrid que, además, seguimos siendo amigos como Chus Peral, Cesar Balairon o Luismi Rueda.

Tras ese año de entrenamientos con Cajamadrid, mi pase a cadetes fue un poco raro ya que por motivos de horario de instituto, y porque Cajamadrid no tenía sección más abajo de juvenil, fui a parar a Concepción donde estaban algunos de los que después iban a conformar el equipo juvenil de Cajamadrid como Juan Bermejo, Damaso, Gurri, Miguel Herranz, etc… entrenados por Arturo Perez, que ha estado toda su vida ligado al Balonmano Sanse. Lamentablemente solo pude entrenar un mes ese año.

El año siguiente, un grupo de padres del colegio El Prado y Pedro Gil montaron un club para poder albergar a los niños que, sin vinculación al Cajamadrid, íbamos a tener la opción de jugar allí cuando pasáramos a juveniles. Por un motivo u otro solo pude ir a la Seleccion de Madrid una vez, y cuando ya era junior, esta vez fue porque los jugadores de 2ª no podían ser seleccionados….

A partir de ahí, los dos años de juvenil fueron de los mejores de mi vida ya que, a nivel deportivo, el hecho de poder jugar Campeonatos de España, entrenar con los jugadores de División de Honor, como Zoran Puzovic, Luison García, Manolo Gutiérrez, etc… fue un auténtico lujo. El mejor resultado lo obtuvimos en mi 2º año de juvenil en el que perdimos la final del Campeonato de España contra el equipo de Granollers que tenía en su equipo a una generación de jugadores de los que, casi todos, llegaron a jugar en División de Honor. De nuestro equipo, solo algunos llegaron a conseguirlo, como Carlos Cruz, Samuel Trives, Juan Bermejo o Juan López.

Tras no poder jugar el 3er año de juvenil porque a mi generación nos lo suprimieron, me fichó el Canal de Isabel II, que en aquella época jugaba en 1ª Nacional ya que no existía la División de Honor B. Allí estuve un año, y fue una experiencia brutal para tener 17 años. En ese equipo estaban grandes míticos también del balonmano en Madrid como los tristemente fallecidos Mariano Muñoz y Tomas Fernandez.

Los dos años siguientes volví a encontrarme con Pedro Gil en 2ª Nacional en Arganda. Jugamos dos fases de ascenso y no conseguimos ascender, el último partido fue muy doloroso ya que no ascendimos por un solo gol… Tras estos años en Arganda, me llamaron de Alcobendas, que acababa de crear el club tras la desaparición del Atlético de Madrid, y allí me fui para volver a jugar en 1ª Nacional. Un año después, casualmente, la aparición del Canal de Isabel II hizo que pudiéramos jugar en División de Honor B. Estas dos temporadas en Alcobendas, donde nos juntamos un grupo de jugadores que seguimos siendo buenos amigos como Ángel Bueno “El Oso”, Emilio Montalvo o Manolo Colon fueron fantásticos y, tras ellos volví a mi casa, la Alameda de Osuna, para jugar “algunos años más”. Solo interrumpidos un par de años para volver a Alcobendas, esta vez con Valdeluz, para volver a jugar con un grupo de buenos amigos con los que recuperé las ganas de jugar ya que, por varios motivos, había perdido la ilusión….

En estos casi 25 años en Osuna hemos conseguido un equipo de amigos, como Guillermo Medina, Guillermo Boada, Jose Maria, Oso, etc… que, con más años que la tos, sigue dando guerra en la 2ª Nacional. Ya no es tan importante el tema estrictamente deportivo, el objetivo es más bien el ganarse el 3er tiempo!!! En estos años hemos jugado varias fases de ascenso a 1ª llegando a jugar un año mas la temporada 2012-2013 que recuerdo perfectamente porque ese verano, despues de ascender, fui operado del riñón y pensé que no podría volver a jugar….pero nada mas lejos de la realidad!! 

Y creo que hasta aquí mi periplo por el balonmano madrileño…..sin muchos éxitos pero muy divertidos y agradecidos por la cantidad de experiencias y amistades que he podido aglutinar. Faltan muchos nombres y algún dato seguro pero ya estoy mayor!!! (risas)”

Galería fotofráfica

Copyright 2019 - BalonmanoVeteranos.com. - Powered by jmmunozsantos.es